domingo, 18 de noviembre de 2012

RENDIRSE JAMÁS



Empate en San Juan entre San Martín y Tigre. 2 a 2. Abrieron Osorio y Caprari en el local. Igualaron en la segunda etapa Silvio González y Echeverría. Los de Gorosito siguen sin ganar en el Torneo Inicial. Fue expulsado Ramiro Leone. El jueves frente a Millonarios por la Sudamericana.

Lindo partido en la tierra del buen vino, pudo ser para cualquiera, pero terminaron dividiendo tablas. Un punto que suma, aunque no le sirve al Matador, quien necesita ganar de manera inmediata en el certamen doméstico. Son sólo 8 puntos sobre 45 disputados.

Arrancó mejor el dueño de casa, apretando a la visita contra su área. Los sanjuaninos ganaron dos veces de cabeza, en la tercera no perdonaron. El colombiano Humberto Osorio se anticipó a la floja defensa de Tigre para poner el 1-0.

El Matador respondió, primero con Diego Ftacla y un remate cruzado que salió cerca del palo. Luego se lo perdió abajo del arco el Pulpo González.

Cuando parecía que Tigre se acomodaba en el terreno de juego, llegó el segundo gol verdinegro. Jorge Luna probó de media distancia, el balón se desvió en Caprari, descolocando a Damián Albil. 2-0 y al descanso.

La parte final fue la mejor para el conjunto visitante. Ingresó Matías Pérez García, quien junto a Ruben Botta, le cambiaron la palidez al juego tigrense. El enganche ex All Boys, avisó haciendo vibrar el travesaño, y en la misma jugada, trató de colocar el esférico en el ángulo, pero el arquero Leonardo Corti la desvió al córner.

Tigre era más, el local se refugió atrás y eso se notó en el marcador. Una corrida de Silvio González, culmino con la pelota besando la red junto al palo. El aluvión continuó, y Mariano Echeverría metió la testa tras un centro de Ramiro Leone. 2-2

Los de la Zona Norte siguieron buscando, peto se descuidaron en una contra, quedaron mal parados y esto provocó la expulsión de Leone por una falta al borde del penal. Último hombre y a la duchas, un hombre menos para lo que restaba de partido.

Sobre la agonía del cotejo, fue un tramo de ida y vuelta. Ninguno pudo convertir, y Saúl Laverni pitó el final.

Es increíble lo que le cuesta a Tigre, hay que practicar en la definición. El plantel no está ligando, falta esa cuota de suerte que se necesita para despegar del fondo de la tabla.

Se viene la Copa Sudamericana entre semana y luego Godoy Cruz de local. ¿Será la primera victoria en casa?