miércoles, 13 de febrero de 2013

EL 13 ES YETA...



Empate en cero entre Quilmes y Tigre en el Estadio Centenario. Partido pobre donde el Cervecero tuvo las chances más claras frente a los arcos. Ya no quedan más asteriscos en el Torneo Inicial 2012. Floja campaña del Matador.

13 miserables puntos, anteúltimo en la tabla y 5 unidades más que la peor campaña de la historia. Tan sólo una victoria, 10 empates y 8 derrotas. Muchos números en este párrafo, pero pocos los que se lleva el Matador de Victoria. Muy mala campaña, dejada en segundo plano obviamente, por la gran Copa Sudamericana. Pero… ¿Le pesará más adelante al club esto? Eso se sabrá con el tiempo…

El partido de hoy ante Quilmes fue un resumen del campeonato anterior. Arrancó con imprecisiones y desajustes, luego se acomodó y mejoró el nivel, para luego volver a decrecer y a mermar en el rendimiento.

Quilmes mereció llevarse el triunfo, porque lo buscó más y porque el rival jugó el encuentro con cierta tranquilidad, como si fuese un amistoso de pretemporada. Los de De Felipe, tuvieron una noche negra en la definición. Cauteruccio, Mansilla y Telechea no pudieron vulnerar la valla defendida por Javier García. ¿De Tigre? Muy poco en el ataque. Lo mejor se vio con Pérez García en cancha, cuando se fue reemplazado, el equipo jamás volvió a funcionar.

Ezequiel Maggiolo estuvo muy perdido, Torassa y Carrasco jamás explotaron. De la defensa se puede decir que fue de menor a mayor. En el segundo tiempo Lucas Orban jugó de todo, si créanme, jugó en todos lados.

Al final el punto le vino mejor a los de Gorosito, que sumaron para engrosar el promedio, mientras que Quilmes, continúa en la zona roja.

El próximo partido será en el Coliseo ante Boca Juniors. En ese juego estarán todos los titulares. En el sur, se sintió la ausencia de Ruben Botta…