domingo, 2 de octubre de 2011

CASTAÑO OSCURO


Con un gol de Diego Castaño en contra de su propia valla, Tigre perdió con Boca Juniors 1 a 0 en la Bombonera. El Matador entró dormido y al Lider no le sobró nada.

Tigre manejó mucho tiempo la pelota, pero por momentos no sabía que hacer cuando la tenía en los pies. Estuvo muy impreciso en los pases y los delanteros no lograban desmarcarse. Dependió mucho de las subidas de Gastón Díaz y Ramiro Leone. Román Martínez jugó muy retrasado, se apoyó más en los defensores que en los de arriba, es por eso que le costó demasiado al equipo llegar al arco de Agustín Orión. Las guapeadas y gambetas de Diego Morales, morían en la nada por no encontrar destinatarios disponibles para la descarga.

Lo de Boca en cambio fue más simple, aprovecharon un momento de distracción general en su rival para ponerse en ventaja. El gol en contra de Castaño llegó luego de una jugada preparada entre Juan Román Riquelme y Diego Rivero.

Si bien no incidió en el resultado, Federico Beligoy le otorgó infinidad de tiros libres al conjunto de Falcioni, con los que pudieron llegar a inquietar al arquero Javier García. Clemente Rodríguez era la única opción para el ataque y la sólida defensa comandada por Rolando Schiavi, cerró el encuentro. Con muy poco, el "Xeneize" sacó más ventaja en su camino al título, lo que muestra a las claras, el flojísimo nivel del torneo.

El plantel de Arruabarrena tuvo muy pocos puntos altos, pero sobresalen los soldados que tiene el en el fondo, sobretodo Juan Carlos Blengio y Carlos Casteglione. Lo más flojito fue la dupla de ataque, que pasó inadvertida en la tarde de La Ribera.

Tigre pagó muy caro ese error del comienzo, pero ya debe pensar en la final contra Olimpo en Bahía Blanca. Ese partido vale mucho más que cualquiera y será muy importante sumar de a tres. video

2 comentarios:

Anónimo dijo...

El mismo titulo que Por Siempre Matador...

MAXIMILIANO RODRIGUEZ dijo...

Anónimo: La verdad que no conocía a "Por siempre Matador", pero igualmente el tìtulo del blog se caía de maduro. Hasta pensé que Olé iba a poner el mismo título, pero la verdad no me importó. Lo que importa es lo que uno escribe, el tìtulo queda en segundo plano.
Traté de fijarme el horario en que cada uno publicó la nota, pero no hubo caso. En el caso de que "por siempre Matador" lo haya publicado en primera instancia, le pediré disculpas.

Me vi en la obligación de contestarte porque me diste a entender que le robé el título (La verdad... ninguno de los dos se quemó el cerebro para poner ese título)

Saludos