domingo, 5 de junio de 2011

GOLPE DE K.O.

Duro golpe para Tigre en Parque Patricios. Fue 3 a 2 ante Huracán, con goles de Gastón Machín y Javier Cámpora en dos oportunidades para el local. Mariano Echeverría y Esteban González, ambos de cabeza, descontaron para el "Matador" que quedó muy complicado en la tabla de los promedios.

Muchos saldos negativos dejó este partido para los dirigidos por Rodolfo Arruabarrena. Arrancó mal esta historia y terminó aún peor. Primero con la injusta determinación de privar a la hinchada de Tigre, a concurrir al estadio Tomás A. Ducó, por incidentes ajenos (en el encuentro entre Huracán y Estudiantes de la fecha 15). Segundo y más, fue la lesión que sufrió Daniel Islas (sería una rotura en el ligamento interno del tobillo derecho). El conjunto de Victoria comienza a sufrir inconvenientes justo en el final del torneo, ya que Martín Galmarini abandonó el terreno de juego por una molestia y Diego Morales llegó a las 5 amarillas y no jugará ante Independiente.

Fue un partido muy trabado y luchado, jugado con los dientes apretados, como una final. Y es que se trataba de eso, de una final. Tigre pelea por no jugar la promoción, Huracán por poder jugarla y no descender directamente. Lo ganó el "Globo" porque pegó en los momentos justos, nada más.

Tigre está pagando un cuota muy cara por las lesiones, sobretodo en el mediocampo. En la mayoría de los partidos, el DT se vio obligado a realizar modificaciones en la línea de volantes, probó a Cristian Trombetta de volante central y no funcionó, hoy Rubén Botta no entró enchufado, y Morales se sintió muy solo. Uno de los mejores del partido fue sin dudas "Teté" González, pero para este último tramo del campeonato, Román Martínez y Diego Castaño son indispensables.

El margen de error ya no existe. Sin dudas, esta derrota no estaba en los planes. Ahora habrá que mentalizarse en las dos finales ante Independiente y Argentinos Juniors. A ganar o ganar "Matador".