domingo, 26 de septiembre de 2010

CONFORMADOS



Áspero, trabado, aburrido, cortado por el árbitro y mal jugado, así fue el encuentro que protagonizaron Tigre y Racing Club, que dejó como saldo un 0 a 0 más grande que todo el estadio de Victoria.

En líneas generales, el equipo de Ricardo Caruso Lombardi mereció un poco más, trató de manejar mejor la pelota y fue quien tuvo las chances más claras para poder vulnerar el arco defendido por Jorge de Olivera.

Fernando Telechea, el más movedizo de la cancha, probó al arquero de la "Academia", quien respondió de gran manera y luego el mismo delantero despilfarro un mano a mano increíble.Ya en el segundo tiempo, el propio Telechea reventó el travesaño con un remate potente. Se puede decir que el jugador traído desde el Deportivo Santamarina de Tandíl, no va a poder dormir esta noche.

La táctica del DT de Tigre de ponerle varios hombres encima al volante Giovani Moreno, funcionó a la perfección. El enganche colombiano no pudo desplegar la habilidad que lo caracteriza, más allá de algún destello de magia intrascendente e inservible.

El medio de Tigre estaba partido y la lógica pedía a gritos el ingreso de Diego Morález. Caruso le dio el gusto pero no fue suficiente. El ex chacarita logró romper por momentos la línea defensiva del conjunto de Miguel Russo, pero no encontró respuesta por parte de sus compañeros.

Racing, sobre el final apostó al pelotazo para buscar al "llanero solitario" Gabriel Hauche, quien estuvo muy pocos minutos en cancha y lejos de generar peligro con su velocidad.

Fue empate clavado en la Zona Norte. Los dos planteles se fueron conformes en cierta forma, ya que un puntito en esta lucha por escaparle a la zona baja de los promedios, siempre se ve con buenos ojos. video